domingo, 2 de noviembre de 2014

El diminuto mensajero






Entre e su alma atraída por el aroma de las flores de importantes,incontables,maravillosas o insignificantes experiencias.  Allí encontré al pequeño mensajero,a maino el colibrí,inmerso en un mar de jubilo,inmóvil en el aire,batiendo luego sus alitas embriagado con la suave y elocuente fragancia de su rosa.  En medio del estruendo causado por multitud de pensamientos escuche una voz que rompiendo la densa oscuridad en un destello brillo en mil rayos de luz esplendorosa.
En la tierra del silencio,precedida por un incesante tilin de campanillas y un poderoso Gong se vislumbro por un momento un rostro de perfección,un rostro de sabiduría.  Soltó la humilde violeta su fragancia atrayendo una marquesita que por allí pasaba y el canto de una mirla rasgo con su canto el dolor y estableció la alegría en tan hermosa flor y flores pájaros e instrumentos unidos  forjaron un pabellón bajo el cual surgió la danza y un mensaje de maino se escucho:
La paz eres tu
la paz soy yo
la paz somos tu y yo
la paz somos nosotros.


Nellylita51-Amanelly.
Derechos reservados de autor



Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...